¡Sólo con la verdad!
Redacción
| Política / Último minuto - lunes 04 de noviembre, 2019 - 10:31 am

Testigo afirma que César Villanueva direccionó licitación a favor de Odebrecht

El testimonio de un colaborador eficaz a la fiscalía sobre los pagos ilícitos que Odebrecht hizo para adjudicarse en el 2008 la carretera Cuñumbuque-Zapatero-San José de Sisa, en San Martín, contiene más detalles sobre la participación del ex primer ministro y exgobernador regional César Villanueva, así como de exfuncionarios de su gestión y uno del Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC). Todos los personajes mencionados por el testigo responden a las identidades de los ‘codinomes’ que Jorge Barata reveló en su última declaración a la fiscalía: ‘Italiano’, ‘Meu Deus’ y ‘Curriculum Vita’.

El  testimonio que el colaborador dio al fiscal Germán Juárez, del equipo especial Lava Jato, indica en su relato que describió cómo se realizó el direccionamiento para que la constructora brasileña ganara la buena pro, por S/109’561.076 (un 9,5% por encima del valor referencial de la obra), y las coordinaciones que César Villanueva habría hecho para favorecer a Odebrecht a cambio de sobornos.

“Las coordinaciones eran constantes entre [Celso] Gamarra Roig, Eleuberto Martorelli [representante legal de Odebrecht en ese proyecto], el presidente regional César Villanueva Arévalo. En algunas ocasiones [también] participaba el ingeniero Marcos Díaz Espinoza, gerente general del Proyecto Especial Huallaga Central y Bajo Mayo [PEHCBM], así como el asesor legal de [ese proyecto], Juan Carlos Silva Dávila”, declaró al fiscal.

En setiembre, se reveló que en las planillas del Departamento de Operaciones Estructuradas de Odebrecht figuran pagos por US$320.000 para el ‘codinome’ ‘Curriculum Vita’, seudónimo que la firma brasileña asignó a Villanueva cuando era presidente regional de San Martín, como consta en un acta firmada por Barata.

En esos registros de la llamada ‘caja 2’ también aparecen junto al proyecto ‘Sisa’ los ‘codinomes’ ‘Italiano’, con US$400.000, y ‘Meu Deus’ (Mi Dios, en español), con US$65.000. Por la declaración que Martorelli dio en octubre, sabemos que ‘Italiano’ es Celso Gamarra Roig y ‘Meu Deus’ es Marcos Díaz, gerente del PEHCBM durante la gestión de Villanueva.

—El sobre manila —

Era setiembre del 2008 cuando, por encargo de Martorelli, Gamarra –quien habría sido contratado por la constructora– coordinó con el entonces gobernador de San Martín las bases ya revisadas por Odebrecht-OPIC (Odebrecht Perú Ingeniería y Construcción). Según el testimonio del colaborador, estas “fueron entregadas personalmente por Gamarra Roig a Villanueva Arévalo, dentro de un sobre manila, en el segundo piso del restaurante Real, ubicado en la Plaza de Armas de Tarapoto”.

“Villanueva Arévalo, al ver lo abultado del sobre manila, pensó que era dinero y le preguntó a Gamarra qué había dentro del sobre, a lo que este le respondió que eran las bases del proceso de licitación que iba a ser convocado. Finalizada la reunión, Villanueva Arévalo cogió el sobre y se retiró llevándose las bases elaboradas por Gamarra [por encargo de Martorelli]. Luego, estas mismas bases fueron publicadas en el portal del OSCE”, remarcó.

Con las bases hechas a la medida de Odebrecht, a la empresa solo le faltaba asegurarse la buena pro de la obra. Para eso necesitaba contar con la venia del comité de selección. Sobre esto, el testigo narró: “Gamarra pactó o acordó con Marcos Díaz Espinoza de pagarle o entregarle un soborno del 0,3% del costo directo de la obra a favor de él mismo y del comité, siempre y cuando Odebrecht ganara la convocatoria. El acuerdo se logró en horas de la noche en el domicilio de Marcos Díaz Espinoza. Como consecuencia de las coordinaciones de Gamarra, la obra se adjudicó a Odebrecht en octubre del 2008”.

—El rol de Gamarra Roig—

Gamarra es uno de los personajes claves en la historia del pago de sobornos en la carretera San José de Sisa y que es mencionado por el colaborador de la fiscalía.

Entre marzo del 2005 y enero del 2008, fue consultor de concesiones del MTC. En el 2008, además, asesoró a Odebrecht en el caso de la carretera San José de Sisa a través de su ONG Progreso Panamericano. Según la fiscalía, por estos servicios percibió una remuneración mensual de S/12.000 durante año y medio. En total, le pagaron S/192.000 más un bono de éxito de S/48.000, además de otros beneficios.

Entre el 2011 y el 2014, Gamarra fue director general de Concesiones del MTC. Paralelamente, percibía una remuneración de Odebrecht para defender los intereses de la constructora aprovechando el cargo que tenía, de acuerdo con el testigo de la fiscalía.

Gamarra fue nombrado por Alejandro Chang Chiang cuando este era viceministro de Transportes y Comunicaciones del gobierno de Ollanta Humala. Fue designado el 28 de noviembre del 2011 mediante la Resolución Ministerial 883 de ese año. El documento fue firmado por el entonces titular del MTC, Carlos Paredes Rodríguez, implicado en el caso del ‘club de la construcción’.

El colaborador también precisó que el nombramiento de Gamarra, de acuerdo con lo pactado con Martorelli, tenía como condición que este solucionara el problema de la Vía de Evitamiento de Tarapoto, que se une con la carretera Interoceánica Norte, así como agilizar proyectos dentro del sector Transportes a favor de Odebrecht.

Asimismo, señaló que Gamarra elaboró “personalmente” las bases y los términos de referencia de la licitación de la carretera San José de Sisa, según las indicaciones de Martorelli.

—Implicados colaborarán con fiscalía—

El ex primer ministro César Villanueva indicó a través de su asesora de prensa que no dará más entrevistas hasta que culmine la investigación.

Celso Gamarra Roig señaló que no hará ningún comentario sobre este tema. “Yo vengo trabajando con el Ministerio Público para el esclarecimiento de los hechos y la determinación de la verdad”, dijo.

Lo que sí precisó es que, a través de su ONG Progreso Panamericano, prestó servicios de consultoría para la iniciativa privada del puerto de Yurimaguas y otros proyectos de Odebrecht, pero con facturas y contratos.

“Entonces, si [Eleuberto] Martorelli ha dicho que me ha dado US$400.000 de la ‘caja 2’, una de dos: o ha estado pagando a Progreso Panamericano de la caja 1 o 2, o Martorelli ha estado sacando plata para él con mi ‘codinome’ [‘Italiano’] porque a mí no me ha dado esos US$400 mil”.

Marcos Díaz, gerente del PEHCBM durante la gestión de Villanueva, admitió conocer a Gamarra Roig, pero prefirió no entrar en detalles. “Me reservo el derecho a emitir algún pronunciamiento sobre este caso que viene siendo investigado por la fiscalía”.

Precisó que explicará cuál fue su participación en este caso al Ministerio Público.

Fuente: El Comercio- Perú


¿Qué opinas al respecto?

Más noticias en Política » Último minuto »

Estudiantes ponen en riesgo sus vidas al cruzar peligroso puente

Decenas de personas entre ellas alumnos de primaria y secundaria ponen en riesgo su integridad física al...

Preocupación por contaminación ambiental donde se incendió una cisterna

Continúa la contaminación ambiental por el derrame de petróleo por la volcadura de un camión cisterna en...

Incendio de camión cisterna restringe tránsito vehicular a 50 km al norte de Tarapoto

A las 10.30 de la mañana de hoy lunes, un camión cisterna se despistó en la carretera...